EVITAR PRODUCTOS ESTIMULANTES Y REDUCIR EL ESTRÉS AYUDAN A COMBATIR LA MIGRAÑA

134

El principal síntoma es un dolor intenso que afecta una mitad de la cabeza y frecuentemente es acompañado de sensibilidad a la luz (fotofobia), al ruido, náuseas y vómitos

No es curable, pero sí controlable y prevenible; es más común en mujeres que en hombres

La migraña es una  enfermedad neurológica, cuyo principal síntoma es un dolor intenso y pulsátil que afecta la mitad derecha o izquierda de la cabeza y usualmente es acompañado de intolerancia a la luz y al ruido, náuseas y vómitos; en casos extremos provoca dificultades para mantener una vida laboral continua y estable, refiere el neurólogo del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), en Baja California Sur, doctor Bernardo Villafaña López.

El dolor puede estar precedido de manifestaciones neurológicas variadas, que se llaman aura, y consisten en trastornos visuales o sensación de hormigueo en labio, lengua y la mitad de la cara. Puede presentarse visión borrosa, descargas tipo “flashes” o destellos luminosos que afectan al ojo.

La migraña es una enfermedad que puede ser altamente incapacitante, presentándose con más frecuencia en mujeres, entre 25 y 50 años, en consideración a que, en un gran número de ellas,  contribuye el ciclo menstrual.

El médico especialista del IMSS precisa que en general este padecimiento no es curable, pero sí controlable; hay personas en las que desaparece totalmente mientras que en otras vuelve a presentarse.

Si bien no existe una causa por la que se presenta esta enfermedad, el estrés y el ayuno prolongado, son factores que pueden contribuir a la aparición de las crisis. Otro factor es no dormir adecuadamente, ya que el cuerpo no descansa lo suficiente y no se encuentra listo para las actividades cotidianas del día siguiente.

Se considera que hay aspectos hereditarios que incrementan la posibilidad de que se presente, así como algunos estímulos ambientales. También está comprobado que existen productos estimulantes, como el café, bebidas energéticas y el chocolate, que se relacionan con la posible aparición de la migraña, en tanto que la práctica de deportes al aire libre y de relajación contribuyen a limitar los episodios de la misma.

En esta, como en todas las enfermedades, es importante evitar la automedicación y no recurrir a productos de venta libre en el supermercado. Existen una serie de alternativas preventivas que coadyuvan a evitar o espaciar los episodios de la misma, por lo cual es necesario acudir con el médico familiar, para que les indique el tratamiento adecuado o en su caso los envié con el especialista.